jueves, 8 de noviembre de 2012

La luz apagada no hace ruido.

Estoy harta de pagar
culpas ajenaslagrimas que me legan.
 
No sé lo que es la libertad.
El día que la tenga, no sabré que hacer con ella.
 
 
El problema surge con el contexto, vos y yo aislados vencemos hasta el viento.
Idea(me) una manera, un modo, una receta para poder levantarme y dejar de sentir que estoy solucionando problemas de otros sin hacer nada por mi, para mi.
Los que se quejan, tienen todo.
Los que callamos, nos silenciamos, justamente, porque solo somos dueños de dolores de otros.
 
El rio mezclándose con el mar, o el mar enterrándose en el río, fue pequeño, o será que en esa ribera, yo... yo engrandecí (¿neologismo?)

1 comentario: