domingo, 18 de diciembre de 2011

Las ausencias viajan en circulos.

Las ausencias duelen como si se estuviera descascarando tu alma. Duelen, sin remedio aparente, ni visible, mucho menos negociable.

Los años pasan y las ausencias aumentan, extraño esto de acumular penas y no amortiguar dolores. Extraño esto, de comprender (subitamente) que no era que yo me alejaba, sino que vos habias comenzado a caminar en distinto sentido, golpe al alma (tal vez no tan subito) recibido en el momento exacto en que se siente terror.

Pero no es un terror palpable, entendes ¿no? no tiene nombre, ni rotulo, ni explicación, la vida no tambalea, el miedo no viene por la ausencia de algo imprescindible, el pánico nace del temor de perder algo que se puede tener, y no se entiende porque se puede perder. Es un enredo, lo sé.

Mirá que sé muchas cosas, tantas (como ya dije) no tienen ni ton ni son, esos conocimientos previos, que son conocimientos, previos, muy previos, pero presentes, sabes que se acumulan y engrosan a diario, pero que en realidad de prácticos no tienen nada. Bueno, te decia, yo tengo muchos de esos conocimietos, pero me falta lo primordial, vos sabes, secuestrar a una propia parte de mi ser, meterla en un enclaustro, imponerle meditación, incitarla para que recapacite, me entendes... si, si. Esa parte en que acordamos esta en mi esencia, también acordamos no nos ayuda a remar, acordamos también que estaba ahi ante la primera pinta-café, vos de rojo, yo de verde, y tu primer balde de agua fria. Esa esencia ya estaba ahi, pero al parecer hoy es una tranca en la rueda, y tu rueda no es muy moderna, y se ve que mi palo es muy resistente.

Pero yo te hablaba de ausencia, ¿te acordas? siento una ausencia conocida, y por conocida le temo, porque sé el daño que inflige, el dolor que trae, las lágrimas que me cobra, la tristeza que me impone, el tiempo que roba mi sonrisa, el poder que tiene para disolver mis pensamientos. Sé que no tengo porque lidiar con ella cuando puedo reemplazarla con la presencia.

¿Sabes que ausencia no tiene sinónimos? para presencia, aunque no abundan, hay un par que se le pueden aplicar. Ausencia es única, no reemplazable, ausencia de algo que no se puede describir, y se llama contacto. Describime el contacto para que lo conozca alguien que nunca lo tuvo.

No podes.

Bueno, la ausencia es algo así, y también distinto.

Es ausencia. Esa ausencia que me perseguía aquel final de invierno en que caminé, de noche, por la plaza frente a la iglesia, esperando que dieran las seis y media. Caminaba y fingía no llorar, vos sabes que este viento del sur trae lágrimas aun en las alegrías. Y que justo, en aquella plaza adoquinada, frente a aquella iglesia, rompiste mi ausencia al presentarte en colores. Ya ves, esta vida es circular, y los círculos ponen el mundo a andar.

Y las ausencias, vuelven, una y otra vez (porque se montan en líneas que forman círculos, para viajar gratis y no dar olvidos).

No hay comentarios:

Publicar un comentario